Novena de Navidad para comunidades cristianas no católicas

En días de diciembre, a las vísperas de la fiesta de Navidad, en Colombia es común encontrar que las familias, amigos y vecinos se reúnen para realizar las novenas, que son nueve días de oraciones y reflexiones en torno a la recordación del nacimiento del Niño de Belén. Allí, en un ambiente cordial y alegre, grandes y chicos se ponen cita en las casas, parques, centros comerciales, oficinas, etc; para dedicar un tiempo a la lectura de las consideraciones y la realización de las diferentes oraciones propuestas. Continue reading

Advertisements

La palabra ‘hereje’ es más peligrosa que el diablo

En recientes días, tratando de sostener una conversación con un joven entusiasta de la sana doctrina, encontré el punto final a mis intenciones cuando, ante un relato metafórico que utilicé para ilustrar mi argumento, él dijo: “no entendió el Evangelio”. Una frase llena de arrogancia, que por supuesto implícitamente declara que mi interlocutor sí lo entiende, pero que por debajo de la mesa evidencia la falta de conocimiento (y empatía) presente en alguien que ostente el entendimiento de la Buena Nueva. Continue reading

El día de reposo es para el hombre y no el hombre para el día de reposo

Aunque da la impresión que la predicación actual girara alrededor de la obediencia como valor absoluto y superlativo, la Biblia pareciera empecinarse en narrar la vereda opuesta.  Casi la mayoría de relatos bíblicos están marcados por el tinte rebelde de la desobediencia a sistemas nocivos para los protagonistas y los pueblos que representaban, en medio de sociedades que obedecían a sus tradiciones y que buscaban cerrar el paso a aquellas voces silentes que pretendían contar los hechos desde su visión sin que estas fueran apagadas. Continue reading

¿Y si Dios no nos guarda?

La bellísima declaración de confianza en Dios, con el pasar de los años se ha convertido en una muletilla evangélica más. “Que Dios nos guarde”, una oración que pronunciamos casi que automáticamente cuando escuchamos de alguna catástrofe o tragedia ocurrida a alguien más, cuando el mal o la desgracia toca a un ser querido, conocido, o incluso, extraño, pero que llega a nuestros oídos y nos estremece; no teniendo más a la mano, que un deseo legítimo de ser cuidados por el Señor, para que no nos ocurra algo parecido. Continue reading

No es culpa de los hijos, es que los provocamos a ira

Todavía están en mi mente las imágenes de las sonrisas que se dibujaban en la cara de los adultos que tenían hijos durante la predicación, cada vez que el pastor leía Efesios 6. “Hijos, obedeced en el Señor a vuestros padres, porque esto es justo”. Yo me iba de la reunión con cierta tranquilidad porque sabía que obedecer a los padres siempre es algo bueno y honroso, además no era del tipo que buscara sacarles canas a mis viejos; sin embargo, siempre me quedaba faltando algo en la ecuación. Continue reading

¿Jesús como Rey, como Señor o como Padre?

Desde hace varios años, ha llamado mi atención particularmente las referencias que se hacen desde los púlpitos a Jesús como Señor y Rey; incluso, como Señor de Señores y Rey de Reyes. Una imagen que se asocia con la soberanía y omnipotencia de Dios, quien desde el cielo tiene un plan para cada cosa que ocurre en el mundo, pues no se mueve la hoja de un árbol sin su voluntad.

Pasa el tiempo y quienes nos acercamos a las Escrituras para encontrar en ellas la imagen de Dios que nos quiso mostrar Jesús, nos percatamos que el Señor o Rey es justamente eso, una imagen que durante siglos los cristianos nos hemos construido desde los relatos bíblicos, principalmente Veterotestamentarios o escatológicos. Continue reading

Inmadurez espiritual: Cuando siendo hermanos, hablamos distintos idiomas

Las divisiones doctrinales en medio de cristianos se han convertido en el pan de cada día. Incluso, cuando se trata de diferencias de pensamiento o creencias entre expresiones de fe no católicas. Este no es un asunto nuevo, sino que data desde el mismo Siglo XVI, cuando se produjo la reforma protestante; pero lo lamentable, es que los debates son cada vez más acalorados y los argumentos están escalando hacia la violencia verbal e insultos. Mal. Continue reading